Creando una imagen plantilla de Debian y derivados para kvm

¿Qué es una imagen plantilla?

Imagen Skel, plantilla, Imagen Gold, template, Appliance, base, .. todo estos términos se acaban refiriendo a lo mismo. En los sistemas de virtualización más habituales, tenemos la posibilidad de guardar el disco duro del sistema virtualizado en nuestro propio disco duro en una imagen que habitualmente contiene unos metadatos de información como por ejemplo el tamaño del disco y además contiene lo que sería equivalente al disco duro físico de la máquina virtual. Existen múltiples formatos de imagen de disco como vmdk, vdi, raw, qcow2 o qed. En nuestro caso, vamos a usar qcow2 y porque es el formato más estable para el sistema de virtualización que vamos a usar, libvirt con kvm.

Si solemos trabajar con sistemas virtualizados, es bastante habitual tener múltiples máquinas con una misma versión de debian, aunque luego tengan software diferente. También puede resultar que tengamos todo el sistema y una aplicación desplegada en muchas máquinas, de forma que luego solo hacemos algunas personalizaciones sobre la aplicación. Es decir, que realmente estas máquinas comparten mucha información como sistema operativo y aplicaciones. Intentar evitar la repetición de información compartida es el objetivo de las imágenes gold o plantillas. Pero no solo por evitar la duplicidad de información, sino para conseguir ahorrar tiempo en la creación de nuevas máquinas virtuales de características similares.

A continuación veremos una forma de reducir drásticamente el tiempo de creación de nuevas máquinas virtuales a través de imágenes plantilla.
Sigue leyendo


{lang: 'es'}